+34 971 684 108  |  +34 667 725 980

Ni te imaginas el cambio tan espectacular que vas a notar en tu casa solo con estos retoques que te proponemos hoy. Aprende cómo combinar los colores correctamente y tendrás en tus manos uno de los trucos más valorados por decoradores profesionales e interioristas. ¡Necesitas muy poco para convertir tu vivienda en un espacio único y original!

 

EL CÍRCULO CROMÁTICO, LA “VARITA MÁGICA” DE LOS DECORADORES

 

No es la única. Pero, si hay una herramienta realmente eficaz para acertar siempre al combinar colores ese es el llamado círculo cromático. Ya lo estudiaste en el colegio, pero por si no lo recuerdas, te refrescamos en qué consiste. Se trata de la representación gráfica que organiza los colores en una rueda dividida en segmentos. Hay distintas versiones, que añaden más o menos tonos complementarios, pero en todas la base son los tres colores primarios (rojo, amarillo y azul) y los tres secundarios (verde, anaranjado y violeta).

Aunque, en lo que a nosotros nos interesa, para combinar colores y crear una decoración armónica, hay básicamente tres fórmulas. Puedes elegir entre opuestos, entre contiguos o distintas intensidades del mismo color. Con los opuestos consigues efectos de contraste muy llamativos. Ejemplos muy claros son las combinaciones de violetas y amarillos o naranjas y azules. Lo que se consigue es dinamismo. Por eso se recomienda especialmente para habitaciones infantiles o juveniles.

 

combinar colores

 

Si te decides por tonos de los que aparecen colocados al lado en la rueda, apuestas por la armonía. Verdes y azules, naranjas y amarillos, incluso amarillo y verde. Esta opción te usar hasta tres colores consecutivos. Eso sí, uno debe ser el dominante. Y con la gama cromática de un único color en distintas intensidades optas por el acierto seguro, aunque corres el riesgo de caer en una decoración aburrida sino introduces tonos intensos.

 

LA REGLA DEL 60/30/10 TE GARANTIZA EL ÉXITO AL COMBINAR COLORES

Sea cual sea la elección por la que te hayas decantado respecto a tipo de colores que combinas, la clave está en las proporciones. En interiorismo se cuenta con una norma para calcular esas cantidades que es muy efectiva. Es decir, tu color principal debe ocupar el 60% del espacio decorado y el secundario el 30%. Finalmente, se reserva un 10% para un tercer color que marcará los detalles.

Por cierto, habrás notado que no hablamos nunca de más de tres colores. Y es que, usar una mayor cantidad es un error decorativo, solo consigues recargar el ambiente y que se pierda cualquier efecto que hubieses querido recrear. El único caso en el que es posible decorar usando 4 colores es cuando uno de tus elegidos es un tono neutro.

 

combinar colores

 

LOS NEUTROS, EL MEJOR COMODÍN CON EL QUE CUENTAS

 

Otro de los elementos que más utilidad tiene para matizar y corregir cualquier elección en la combinación de colores es el uso de los tonos neutros. Nos referimos por supuesto al blanco. Pero también a grises, beiges, marrones o negros. Si por algo se caracterizan estos colores es, precisamente porque no compiten con otros. Como consecuencia, combinan con toda la paleta cromática. Aportan un toque sutil y elegante en los espacios donde se ponen.

Pero, el problema que tienen estos tonos de baja saturación es que crean ambientes muy aburridos, sin personalidad, incluso tristes. Sin embargo, si son los que te gustan rompe esa monotonía jugando con distintas texturas o materiales muy diferentes. Así crearás esos contrastes que son tan interesantes en decoración.

 

combinar colores

 

Dormitorios, salones y hasta cocinas, cualquier estancia de tu hogar se merece ese toque decorativo que se consigue si eres capaz de combinar colores correctamente. En la web de Xarxa Homes puedes encontrar algunos ejemplos en todos los estilos. Porque cada una de nuestras viviendas es un proyecto diferente y exclusivo.

Quizás también te puede interesar...

error: Xarxa Homes © Copyright
Xarxa Homes © Copyright